rss
email
twitter
facebook

domingo, 29 de mayo de 2011

Albóndigas de mamá


Después de tanto postrecillo y calorías, toca una de salado, tipo plato completo y como despedida de los platos de cuchara que nos acompañan en los días sombríos, los días de frío, los días de invierno.. Eso no significa, que la pobre receta se tenga que guardar en el olvido hasta que vuelva el invierno, he! Pero si, dejarla un poco aparcada para dar paso a las magníficas, ligeras y frescas recetas de verano!!! Viva el verano!!!! Estáis conmigo??? Viva!!! En fin, vamos a por el plato de hoy...
No se porque, pero todos los platos que vienen de mamá y de la abuela, nos aseguran una confianza y una seguridad de acertar en el sabor y la elaboración. Bueno, si que se porque; dada la experiencia y los años que llevan cocinando, pues, nos ofrecen el mejor resultado después de unas cuantas pruebas, el que más ha gustado, el que mas han logrado..
Esta es una entrada de valor, son las albóndigas que mi madre heredó de mi abuela, y ya veréis, que secretos pocos, pero oye! y lo lograda que está? y lo rica que sabe? en pocas palabras, son las albóndigas que mas cocino y que mejor se come mi familia...

Ingredientes:
  • 20 albóndigas (en este caso las compré pero se pueden hacer con la thermo, para ello, clik aqui).
  • 2 puerros (solo la parte blanca).
  • un pimiento verde grande limpio y cortado en tiras.
  • dos cebollas peladas y cortadas a cuartos.
  • 3 ajos pelados.
  • 5 tomates pelados.
  • 1 vaso de vino blanco.
  • media pastilla de caldo.
  • 40 g de aceite de oliva virgen.
  • una pizca de sal.
Preparación:
  1. Freímos las albóndigas y las reservamos en una cazuela.
  2. Ponemos en el vaso el aceite y calentamos 4 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.
  3. Introducimos la cebolla y los ajos. Picamos 4 segundos en velocidad 5. Sofreimos 5 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.
  4. Agregamos los tomates, los puerros y el pimiento verde. Picamos el conjunto durante 5 segundos en velocidad 5.
  5. Sofreímos de nuevo durante 10 minutos, temperatura 100º, velocidad 1.
  6. Añadimos ahora el vino blanco y la media pastilla de caldo de pollo. Programamos 15 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.
  7. Al finalizar el tiempo, esperaremos unos minutos y lo trituraremos todo a máxima velocidad. Lo ajustaremos de sal y lo volcaremos sobre las albóndigas.
  8. Con el conjunto completo en la olla, dejaremos que haga chup chup durante unos minutos para que se impregne bien el sabor...
  9. Serviremos de inmediato y a disfrutar!!!
Sugerencias: Podemos agregar sepia, guisantes, trocitos de zanahoria... todo para que cada vez que lo hagamos, parezca un plato diferente... Igual que podemos darle a la salsa un toque de curry o de mostaza para darle una orientación muy distinta....
Como acompañamiento es ideal hacer arroz blanco. Sería el momento ideal en el punto 6, puesto en el interior del vaso, en el cestillo y alargando la cocción cinco minutos mas (yo pondría entonces medio vasito mas de agua en la salsa, para asegurarme de que no se va a quedar sin líquido)...
Besos mil!!!!

8 comentarios:

Auxi dijo...

Hice ayer estas albondigas!!! Madre mia que buenas estan!!!
Gracias por la receta
Me encanta tu blog
Saludos desde Malaga

CharoRam dijo...

Natalia!! Hace dos días que intento ponerte un comentario y no se porque pero no se podía!!!! Decirte que estas albóndigas tienen que estar muy ricas y que en mi casa da igual que sea verano o invierno que les gusta comer platos de este tipo, así que, me veo con el deseo de.. Hacerlas!!!!
Besos de Charo!!!

maite dijo...

buenisima la hare
una duda,,,,,cuando dices un vaso de vino blanco...ese vaso q es el vasito e la thermoimix o a q vaso te refieres??

y da igual q en vez de la olla este en una cazuela la salsa con las albondigas no?? en la olla no se hace no??
aclarame las dudas porfi q quiero hacerla

Natalia Flores dijo...

Hola Maite! el vaso es un vaso normal, equivalente a dos cubiletes, mas o menos.. el tema de la cazuela y la olla, tu misma, lo que te sea mas cómodo...
Besitos guapa...

Anónimo dijo...

Natalia,

He hecho hoy esta receta y decirte que aunque me gusta el sabor de la salsita, me han pasado dos cosas:

1. Estaba un poco ácida y le he añadido azúcar. ¿A ti no te pasó?
2. La salsa me queda de un color naranja en lugar de con ese aspecto rojizo tan apetitoso de tu foto... ¿Sabes por qué?

Gracias

Natalia Flores dijo...

Hola anónimo! Si estás acostumbrada a equilibrar y cocinar el tomate con azúcar y sal, es normal que hayas notado ese puntito... yo estoy acostumbrada a no ponerle azúcar, pero no importa, es algo que va a gustos..
Respecto al color de la salsita.. bueno, puede depender del tipo de tomate, nada mas...
Besos mil!!!

olga dijo...

Hola Natalia! Hice la albondigas junto con mis niños y le encantaron la salsa la devoraban.Seguro k las hare mas veces.

Anónimo dijo...

Muy ricas, si señor!!!

Publicar un comentario en la entrada